Yves Rocher se distingue por tener injerencia directa en todo el ciclo de vida de sus productos, incluyendo las siguientes fases:
 

Botánica

Un equipo de investigadores explora el mundo para identificar las mejores propiedades del mundo vegetal, estudiar sus mecanismos de vida y ponerlas a prueba.
 

Cultivación

Yves Rocher cuenta con sus propios campos orgánicos de agricultura biológica, los cuales se encuentran en La Gacilly. En ellos, se cultivan y recolectan 20 especies de plantas, mismas que representan un tercio de las que cada año se utilizan en sus productos.
 

Investigación

En el Centro de Estudios en Investigación Cosmética, ubicado en Francia, los expertos de Yves Rocher analizan más de 1 100 ingredientes y más de 50 patentes para encontrar el activo ideal para cada producto.
 

Fabricación

Yves Rocher fabrica desde las fórmulas hasta el empaque de cada uno de sus productos en sus sitios industriales: Les Villes Geffs, dedicado a gamas para higiene y cuidado personal,Plörmel, especializado en perfumes, y Rieux, enfocado en maquillaje.
 

Distribución

Con el fin de asegurar que la belleza sea accesible para todas las mujeres, la marca distribuye sus productos con la menor cantidad posible de intermediarios. Actualmente, Yves Rochercuenta con tres canales: correo postal, tiendas y venta directa.