Las marcas cosméticas que integran a Groupe Rocher se distinguen por tener injerencia en todas las fases del ciclo de vida de sus productos; incluyendo la investigación, la fabricación, la comercialización, etc.
 
Esto les permite recurrir a pocos intermediarios y por ende, asegurar directamente el cumplimiento de sus exigentes estándares de calidad y disminuir costos para ofrecer precios justos.
 
El último eslabón de su cadena de valor es  la distribución, la cual se lleva a cabo a través de los siguientes tres canales:
  • Por correo postal: Los productos que se distribuyen por este medio, previamente son ordenados por carta, por teléfono o por Internet, dependiendo de la marca a la que el pedido corresponda.
  • Tiendas
  • Venta directa: En algunos de los países donde tienen presencia, Yves Rocher, Stanhome y Kiotis distribuyen sus productos por medio de sólidas redes de representantes de ventas.